Bienvenidos a la Patagonia Catalana (I)

Peleando una gran trucha

Bajo la imponente estampa del Roc de Les Tres Creus y el Tossal del Torrent, discurre caprichoso el río Segre a su paso por Oliana, localidad que da nombre al pantano que regula el caudal del tramo de pesca intensiva sin muerte del Camí de l’Oliva, más conocido entre los mosqueros como la Patagonia catalana. Este acotado de 5,39 kilómetros de longitud ofrece a los mosqueros la posibilidad de enfrentarse a algunas de las truchas más grandes que se pueden capturar en los ríos de la geografía catalana. Los registros en el último año han alcanzado los 74cm y uno nunca sabe qué es lo que se puede encontrar clavado al final de la línea. Para saber un poco más sobre este acotado y sus moradoras hemos hablado con Jordi Fontanals, pescador de competición y viejo amigo de las truchas fario y arcoíris de Oliana.

“El río Segre bajo la presa de Oliana tiene un encanto especial y quizás por ese motivo terminé haciéndome socio del coto. Sus principales virtudes, desde el punto de vista del pescador, son sus grandes capturas, motivo por el cual ha terminado con el sobrenombre de la Patagonia catalana, y la calidad de sus aguas, aunque a veces ésta se vea afectada por los residuos de la piscifactoría”, apunta Jordi Fontanals, experto montador de moscas y pescador de competición asiduo a los puestos de honor de los torneos en los que participa. Jordi, que nació en Alcarrás, lleva muchos años en esto de la pesca con mosca y conoce el coto del Camí de l’Oliva como la palma de su mano; a las truchas las conoce por su nombre y, sin duda alguna, ostenta el honor de haber capturado algunas de las más grandes, no solo de este tramo sino de cuantos hay en el mapa truchero de Catalunya.

Bonita trucha arcoiris capturada por el autor

Radiografía del coto

Cuando hablamos de las mejores zonas, Fontanals apunta que “todas las zonas son buenas, aunque entre los aficionados destacan las pozas o tramos que coloquialmente se denominan como el puente de Tragó, el vertedero, la salida de la piscifactoría y la poza de la Oliva, seguramente porque a excepción de la salida de la piscifactoría, son zonas de poca corriente y aguas profundas donde las truchas encuentran protección y alimento”. Y lo cierto es que nuestra experiencia en este acotado no nos dice lo contrario. En nuestra primera jornada nos concentramos en varias truchas de buen tamaño que se estaban alimentando en superficie de pequeños quironómidos. Utilizamos bajos muy largos y finos con moscas del 20 al 22 para tentarlas y conseguimos varias capturas de farios de 50cm y una arcoíris que superaba los 55. Preciosos peces con todas sus aletas y una vigorosidad encomiable. La pesca en estos tramos en los que se conoce la presencia de grandes truchas puede variar con las condiciones climatológicas, la época del año y, lógicamente, con el nivel del agua. En nuestra segunda jornada, con un nivel de agua más alto, la pesca resulto especialmente efectiva con streamers de buen tamaño de colores vistosos. Las acometidas de las arcoíris a estas imitaciones fueron muy agresivas y, especialmente en las zonas de corrientes, las batallas espectaculares.

Desde su límite inferior, marcado por la perpendicular con el Tossal de Nuncarga, hasta su límite superior, el puente de la C-14, el río alterna grandes remansos de aguas lentas con zonas de corrientes más rápidas y tablas de moderada profundidad, que deben pescarse con distintas moscas y métodos. Como apunta Jordi, hay varios puntos calientes que no podemos obviar en nuestra salida de pesca a Oliana. La corriente que hay por encima del Pont de Tragó es un tramo conocido por albergar grandes farios que en verano se pueden capturar incluso con tricópteros de pelo de ciervo. Más arriba, en la poza del vertedero encontramos uno de los puntos más pescados del coto y que más capturas de gran tamaño ha dado a los habituales de la zona. En esta poza la profundidad es considerable y la fuerte corriente que desemboca en ella permite trabajar grandes streamers con colas de rata hundidas y tentar las grandes arcoíris que la habitan. La parte inferior de la poza tiene una corriente suave que se convierte casi en una tabla durante 25 ó 30 metros. Ahí podremos encontrar regularmente truchas de menor tamaño cebándose en superficie. Estas truchas, sin embargo, son muy selectivas y difíciles de engañar. Hay que pescar fino con imitaciones del 20, 22 o incluso del 24 y se dice que hay pescadores que han llegado a clavar algunas con quironómidos del 30. Queda la duda de si con un anzuelo tan pequeño nos limitamos solo a pinchar la trucha o realmente podemos hacerla llegar a la sacadera.

En nuestra primera visita a este punto caliente, punto neurálgico de la actividad en este acotado, pude comprobar que estas truchas eran realmente difíciles. Tenía varias de mediano tamaño y alguna más pequeña subiendo frente a mí con regularidad a tan solo  4 ó 5 metros pero no hubo forma de engañar ninguna. Tuvimos más suerte justo al final de la corriente de la piscifactoría. Allí había varias fario de gran tamaño comiendo quironómidos negros en superficie en una zona donde la profundidad no es tan grande y permite acercarse a una distancia suficiente para colocar y ver imitaciones pequeñas justo delante de las truchas.

Por encima de la salida del agua de la piscifactoría, origen de esta corriente tan fuerte que desemboca en la poza del vertedero, hay una corriente más suave que resulta excelente para la pesca con streamer y a la polaca con ninfas grandes. En nuestra segunda jornada de pesca dediqué un buen rato a peinar esta corriente con un streamer rojo y amarillo que montamos precisamente para la ocasión. Luego con otro blanco y amarillo más pesado. Con este segundo conseguí dos capturas fantásticas. Dos arcoíris de casi 60cm que acometieron mi imitación en medio de la corriente y que tuve que pelear a muerte para que no se llevaran mi bajo del 20. La bravura de estos peces es ya conocida y cuando se suma a la fuerza de la corriente, el resultado es una batalla enconada en la que la trucha trata por todos los medios de ganar el fondo y refugiarse en él aprovechando la fuerza del agua y el pescador intenta desesperado sacarla de ahí controlando sus carreras furibundas y sus acrobáticas cabriolas. Un espectáculo digno de las mejores jornadas en la Patagonía sudamericana que se repite en Oliana cada vez que uno de estos formidables luchadores toma una de nuestras moscas. Ese día saqué el máximo partido a mi equipo y conseguí llevar a la sacadera 3 truchas arcoíris que se ajustaban a esta descripción y que fueron ejemplo de estas épicas contiendas entre mosqueros y salmónidos.

Otro aspecto a destacar de este acotado es que “los accesos para pescar son inmejorables. Un camino por el lateral derecho del río recorre casi todo el coto. Y en mi última visita comprobé cómo estaban haciendo mejoras en el único tramo de camino sin pavimentar que queda”, comenta Jordi Fontanals que recalca que, en este sentido, “quisiera felicitar a la sociedad de Oliana por la labor que está realizando, en especial, su presidente Miquel Sala que se desvive por el río, las truchas y el entorno.”

Publicado en TROFEO PESCA.

8 comentarios

  1. febrero 15, 2011 a 3:01 pm

    Muy buen artículo Josep.Desde luego es un magnífico coto,que espero siga dando alegrías al colectivo y que entre todos cuidemos de él.Todavía recuerdo con cariño las pescatas de preciosas truchas que realicé en estos tramos antes de la construcción del embalse de Rialb,en las zonas de Oliana y Basella.Me alegra ver que el tramo de Oliana conserva una más que interesante pesca.No lo he pescado desde entonces,y me gustaría hacerlo,pero es más mi satisfacción de ver que el río tiene la vida que tiene con esas bonitas truchas que comentas.Un saludo.

  2. diariodeunpescador said,

    febrero 15, 2011 a 3:16 pm

    Hola Toni,

    Muchas gracias por tu comentario. Yo no lo conocí en esa época. Me habían hablado mucho de este coto pero no fui nunca. Sí que conozco pescadores que en su dia compitieron y que saben muchisimo más que yo de pesca que lo frecuentaban cuando dicen que era “un coto privado de verdad”.

    Un dia contactamos y vamos juntos.

    Un saludo,

  3. Javier said,

    febrero 17, 2011 a 9:13 pm

    Muy buen relato de este magnifico coto, gracias por compartir esas palabras con los demas compañeros de pesca. Sin duda muchas sociedades tendrian que tomar ejemplo de este coto y sobretodo de su gestion. Espero que se mantenga asi por muchos años. Un saludo

    • diariodeunpescador said,

      febrero 18, 2011 a 9:44 am

      Muchas gracias, Javier, por tu comentario. Oliana tiene algunos problemas como casi todos los cotos en Cataluña y es tarea de TODOS trabajar para que se resuelvan y podamos conservar duranre muchos años esta riqueza que tenemos.
      Saludos,
      Josep

  4. Almazán said,

    abril 8, 2011 a 12:39 pm

    Sin embargo, no es lo que fue. Tengo 32 años y con 7 u 8 andaba con las botas por la ingle peinando con mi tralla de mosquitos la superficie del rio en Oliana, donde se sacaban de 2 en 2. Algo vertiginoso!!!!
    Buen artículo, si señor! Me ha hecho recordar aquellas grandes fario bien oscuras, casi negras por su moteado que antaño se sacaban, y que mi objetivo continuan siendo cada vez que voy.
    Ojalá nos dure como está ahora!!! Bona pesca!

    • diariodeunpescador said,

      abril 8, 2011 a 12:51 pm

      Hola Víctor,

      Muchas gracias por tu comentario. Yo también espero que a pesar de todos los males podamos seguir disfrutando de Oliana durante muchos años. Todos juntos debemos trabajar para que el río mejore en muchos aspectos y garantizar antes que nada las condiciones para que las truchas (preferentmente farios) puedan desarrollarse de forma que el coto tenga una población estable y numerosa de estos salmónidos.

      Un saludo,

      Josep

  5. jan nebot said,

    noviembre 20, 2011 a 1:57 pm

    se envuentra black bass por alli?

  6. jan nebot said,

    noviembre 20, 2011 a 1:58 pm

    suelo pescar carpas en el embalse


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: